Primavera (IMAGEN Y PALABRA)

Primero la IMAGEN. Paseo y la naturaleza me recuerda con su explosión de formas y colores, que una nueva estación comienza, que todo es renacer como si nada hubiera muerto; es tiempo de vida.

Después la PALABRA.

TIEMPO DE VIDA

Llamó la gaviota
a mi ventana, un día
y dijo:
es tiempo de vida.
Y llamó el albatros
y el cormorán…

Vestí los ojos,
de ver primaveras,
flores y cálidos colores.
Cambié mi boca
a la sonrisa,
y mi voz
a la voz de la alegría.

Mis oídos
no escuchaban envidias,
sólo llegaba a ellos
susurro de hojas
rumor de fuentes
sonidos bellos.

Éstas manos
de puño cerrado.
trocáronse
en manos abiertas
de fraternal abrazo.

Elegí en el viejo ropero
mi ya, gastado
corazón de niño.
El que da sin esperar,
el que cree en hadas
porque sabe que no hay
más bella realidad
que un cuento o una nana.

Salí a la calle,
te vi y dije
con todas las ansias que soy capaz:
¡buenos días, vida!

J. Mensuro